Las mejores prácticas al tener que presentar datos visualmente a tus clientes

Si has creado imágenes para diferentes conjuntos de datos, sabes que no es tan simple y aunque diferentes herramientas ya te generan la parte visual, hay que pensar muchas cosas antes de llegar a esa parte; al menos deberías hacerlo para que tu mensaje sea efectivo.

Para ayudarte a garantizar que tus elementos visuales logren sus objetivos y no demores demasiado en crearlos, en este blog te dejamos las mejores prácticas de visualización de datos.

Las mejores prácticas para presentar tus datos hacia el público

  1. Conoce todo sobre tu audiencia
  2. Brinda contexto sobre lo que verán
  3. Mantén una postura imparcial
  4. Planea antes de diseñar
  5. Asegúrate que los datos son correctos
  6. Desarrolla la parte visual por partes

1. Conoce a tu audiencia

Ten en cuenta a tu público objetivo al diseñar tus visuales, así como las preguntas comerciales específicas que tendrán. Prepárate para ajustar su enfoque de diseño si es necesario.

La clave es la personalización

Por ejemplo, si tu audiencia está formada por ejecutivos u otros líderes sénior, es posible que solo tengan unos segundos para revisar lo que has creado. Por lo tanto, asegúrate de que tus elementos visuales presenten los puntos clave que quieren conocer, utilizando el diseño más simple. Anticípate a sus necesidades y encuentra la manera más fácil para que entiendan en poco segundos los datos que están viendo.

2. Brinda contexto

El contexto es esencial siempre que comunicas datos, incluso en forma visual. Debes brindarle a tu audiencia un panorama claro de lo que están viendo, especialmente si se compara con lo que consideran importante.

Dales un panorama completo

Por ejemplo, tu audiencia puede estar preocupada por ciertos objetivos o desempeño pasado. Asegúrate de informarles cómo se relacionan los datos visuales con estas preocupaciones.

Incluso puedes darles un breve resumen de cómo descubriste los datos para que puedan comprender la lógica detrás de ellos. De esa manera, tu audiencia puede interpretar mejor lo que está viendo

3. Ten una postura imparcial

Al visualizar datos, es fácil mostrarlos de tal manera que respalden tu hipótesis.
Todos nos enfrentamos al dilema de cómo hacer que nuestro trabajo sea valioso.

Piensa en tu público

Trata de pensar un poco y no tergiversar los datos para cumplir con tu propia agenda, incluso si es en un nivel subconsciente. Lo importante es transmitir los datos correctamente y dar contexto de lo que está sucediendo en ese momento.

4. Planea antes de diseñar

Es más fácil empezar a trabajar en una imagen y ver en qué se convierte. Sin embargo, una vez que sigues ese camino, pones limitaciones innecesarias en tus esfuerzos de diseño. Tómate el tiempo para determinar la mejor manera de visualizar los datos

¿Cómo muestras los datos correctamente?

Es útil planificar tus diseños en papel o en un programa de software simple primero y luego ejecutarlas por alguien que esté menos involucrado con los datos. Los ojos frescos pueden resaltar cosas que parecen innecesarios y, por lo tanto, pueden ignorarse. Alguien más también puede identificar dónde los puntos de datos deben explicarse mejor para enfatizar por qué esos puntos son importantes para la narrativa general de datos.

5. Asegúrate que los datos son correctos

Nada pierde la confianza en los datos más rápido que las preguntas sobre la validez de los datos. Quien desarrolle o presente las imágenes debe, al menos, conocer la(s) fuente(s) de datos y poder hablar sobre la calidad de los mismos.

Siempre revisa dos veces

Si la audiencia no puede confiar en los datos, no puede confiar en las conclusiones que quieras que extraigan de lo que estás presentando.

6. Desarrolla todo lo visual por partes

Para darle a tu presentación la mejor oportunidad de éxito, te recomendamos mostrar una versión básica de lo que diseñas a un pequeño grupo de usuarios de prueba. Pregúntales si resuelve su problema y si tienen alguna inquietud sobre la calidad de los datos.

Toma en cuenta los comentarios

Reune sus comentarios y luego crea la próxima versión. Repite hasta que tus usuarios tengan la suficiente confianza en la presentación de los datos para tomar decisiones adecuadas sobre el negocio o sus flujos de trabajo.

Si aún no cumple con las mejores prácticas de visualización de datos anteriores, intente implementarlas en su organización. Estas prácticas seguramente te darán a tus presentaciones la base necesaria para maximizar su efectividad.

CONTÁCTANOS

Leave a Comment

Comments

No comments yet. Why don’t you start the discussion?

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *